CIÉNAGA: MÁS ALLÁ DEL FESTIVAL​

CIÉNAGA: MÁS ALLÁ DEL FESTIVAL

Cada mes de enero se festeja, a orillas del mar Caribe, el Festival Nacional del  Caimán Cienaguero, en donde la música y la danza van al unísono para brindar un  espectáculo de gran magnitud, aclamado a nivel regional, nacional e internacional.  Sin embargo, existe una visión que va más allá del festival, siendo este último la  punta del iceberg.  

Para empezar, una de las razones por la cual esta fiesta es tan importante radica  en riqueza inmaterial y tradición oral que representa turismo, gracias a la historia del municipio, cada uno de esos eventos que lo han llevado a erigirse como un  Patrimonio Histórico y Cultural de la Nación, propicio para todos esos amantes de  lo autóctono, que se deleitan con todas las memorias que nuestra tierra conserva. 

De igual forma, el valor histórico de toda esta cultura y tradición tiene un pilar  fundamental: la transmisión generacional de las vivencias de nuestros antepasados,  destacando inclusive las distintas etnias que han habitado este terruño a lo largo de  nuestra existencia.  

Con respecto al punto anterior, es de vital importancia que como habitantes de este  edén terrenal, mantengamos vivas aquellas historias las cuales nos han ido  identificando como ciudadanos de este lugar, enriqueciendo nuestra cultura.  Lastimosamente, la pandemia que desde el año 2020 nos azota no nos permite  celebrar nuestras tradiciones como comúnmente lo hacíamos, hablando  específicamente del festival; no obstante, esto se convierte en una oportunidad de  ver la fiesta más allá de la rumba y una presentación musical, entendiendo que “El  Caimán” es cultura, la cual podemos vivir desde nuestras casas, a través de eventos  – académicos y culturales – que nos conecten con nuestro gen caimanero,  manteniendo vivas las tradiciones en todas las generaciones.  

Además, si bien es cierto que el aspecto sociocultural es un campo bastante amplio  para hablar y/ o debatir, el Festival del Caimán Cienaguero, como se dijo al principio,  es solo una muestra del gran potencial artístico del municipio, y como ciudadanos  es nuestro deber seguir explorando y explotando los jóvenes talentos que aquí  residen, demostrando una vez más lo que la ciudad puede brindar al mundo. Basta  con mencionar a los difuntos Andrés Paz Barros, Guillermo de Jesús Buitrago, Digna Cabas, Álvaro Cepeda Samudio, y Guillermo Henríquez, por citar algunos  ejemplos de antiguas generaciones.  

Hoy por hoy, contamos con artistas como Jorge Nasra, exponente de la música  lírica; si hablamos del deporte, grandes personajes nos han representado por fuera  del país, como es el caso de Juan Carlos Benavides, Heidy Mora y Jesús Jiménez,  en el Taekwondo; y José “El Mono” Herrera, en el fútbol.  

 

En síntesis, Ciénaga es una tierra bendecida. Nos corresponde resguardar su  legado y trabajar por su desarrollo, empleando cada uno de los recursos que nos  brinda y así poder sacar al aire la riqueza cultural, artística y deportiva que aquí  reside. 

 

Autor: JOSÉ ANTONIO GUERRA OSUNA, estudiante de Medicina en la Universidad del Magdalena.

Desde el Movimiento Magdalena Joven, rechazamos las amenazas y amedrentamiento contra Claudia Patricia Aarón Viloria, Presidenta de la Asamblea Departamental del Magdalena, y su familia, a raíz de sus posiciones frente a los diferentes proyectos de ordenanzas presentados por la Gobernación del Magdalena.

Al acto de firma, asistieron los jóvenes Pedro David Tobías, presidente del Movimiento Magdalena Joven y Alexander Ospina, director de AGloJoven Atlántico, quienes se comprometieron junto a los más de cien jóvenes asistentes ejercer un mecanismo permanente de veeduría, control y seguimiento a los compromisos que contienen el Pacto y el Conpes de Juventud.

 

Su opinión cuenta:

5/5

NOTICIAS SOBRE EL CONCURSO